Incluso cuando está en un periodo de descanso, Taylor Swift recompensa a sus fans más leales

No hemos sabido mucho de la cantante últimamente, pero nunca pierde de vista a sus fans.

Etiquetas:

El año pasado, por estos meses, Taylor Swift estaba dando mucho de qué hablar sobre su corta, pero muy bien documentada relación con Tom Hiddlestone. Poco después de eso, resurgió un antiguo conflicto con Kim Kardashian y Kanye West sobre si ella había aprobado la letra de “Famous”, de esta última. Fue, en resumen, un agitado 2016 en Swift Land. Este año, la estrella del pop se ha tomado un descanso de los reflectores y se ha puesto a trabajar en sus creaciones musicales. Casi no ha mostrado actividad en redes sociales (su último tuit es de enero) y tampoco la hemos visto en la alfombra roja esta temporada. Pero aun así, durante este 2017 sin Swift, la estrella ausente se ha mostrado accesible al menos para un grupo de personas: sus fans más leales.

Una de ellas, Ashley Silvers, invitó a la cantante a su fiesta de graduación de la Universidad de Central Florida el sábado pasado, según informó E! News. Aunque esto pareciera un gesto muy tierno —e improbable— Swift ha accedido a estas peticiones en otras ocasiones. Y esta accesibilidad ha sido señalada como la clave de su éxito. En 2014, Swift invitó a 30 de sus seguidores a su casa para escuchar un adelanto de su álbum 1989. El escenario de la reunión fue el de una pijamada común, con galletas con chispas de chocolate y una fiesta de baile. En 2008, cuando tenía 18 años, Swift acompañó a Whit Wright a su fiesta de graduación en Tuscaloosa, Alabama. Esto fue parte del programa de MTV, Once Upon a Prom, pero la lealtad de Swift hacia sus fans fue transmitida en televisión a otros seguidores deseosos de interactuar con ella.

Swift no asistió a la graduación de Ashley, pero envió una tarjeta y un ramo de flores en su representación. Silvers tuiteó una foto de la nota, en la que la cantante muestra su agradecimiento con un estilo muy particular:

“¡Hola, querida Ashley! Siento mucho no poder ir a tu fiesta de graduación. El tema neoyorquino, la cabina de las fotos, que sea el día 13… Definitivamente mi tipo de fiesta. Estoy muy orgullosa de ti, de tu empeño, tu dedicación y tu ambición. Me siento afortunada de importarle a una chica como tú. Te mando mucho amor y muchos abrazos (¡y para tu familia!). Con cariño, Taylor.

Por lo que vimos en la cuenta de Twitter de Silvers, el regalo de graduación de Swift le hizo el fin de semana a los estudiantes del colegio.

Ashley escribió en Twitter: “Realmente soy la chica más afortunada del mundo. Muchas gracias por todo, Taylor. Siempre te apoyaré”.

Después de nueve años, 10 grammys y la metamorfosis de su carrera, que la ha visto pasar de chica country a una superestrella consciente de los peligros y adversidades de la fama, Swift se ha mantenido fiel a sus más fervientes seguidores. Quizás ya no acompañe a nadie a su graduación, pero una carta escrita por su propia mano está dentro de sus posibilidades, se tome un descanso o no.

*Texto originalmente publicado en Vanity Fair U.S.