Finn Wolfhard cuenta una hilarante anécdota con los baños europeos

El actor de 'Stranger Things' se gasta una inocentada a sí mismo en Twitter

Para cualquier humano de la parte europea del charco tendría que ser sencillo diferenciar una fuente de un bidé, pero Finn Wolfhard no lo debió de tener demasiado claro cuando bebió agua de lo segundo. Aunque la mejor parte de la experiencia no es que el actor de Stranger Things lo contara en Twitter, sino que encima tuvieran que ser sus fans los que le llamaran la atención acerca del verdadero uso que se le da al bidé en la vida real.

"Eh, Francia, acabo de beber de vuestra fuente de agua", escribió el actor en la tarde del lunes. "¿Por qué está en el baño y por qué sabe raro? #lasmaravillasdeEuropa". La maravilla de esto va en realidad ligada al espectacular número de respuestas que siguieron a su comentario. Algunos seguidores se tronchaban de risa y otros hacían servicio comunitario y referían a Wolfhard a la página de Wikipedia en la que se explica que esa fuente no era tal y sí un bidé, el que sirve "para asear los órganos genitales externos y el ano". La respuesta de Wolfhard al tuitear la captura de la Wikipedia definía muy bien su disgusto: "Oh Dios". Y luego lo resumía perfectamente otra usuaria en Twitter: "LITERWLMNTE DESKRÍA PUDJR RHSPIRAR [...] FINN CARIÑO LO SIENTO MUCHÍSIMO".

Claro que lo espeluznante del caso es el hecho de que Wolfhard dijera, previo a cualquier comentario externo, que el agua del bidé sabía raro. Porque una cosa es que se utilice para limpiarse uno, pero nada justifica que el agua que sale del grifo tenga ningún contacto físico con la persona que se enjuaga. ¿Qué estaría pasando por su cabeza al leer en profundidad la página de la Wikipedia sobre los bidés? Su reacción seguro que no distó demasiado de esto:

Pero lo que también ha conseguido Wolfhard, que interpreta al simpático Mike Wheeler en Stranger Things, es agrandar su leyenda en redes sociales. Y quien estaría muy preocupado por él es su amigo hipocondriaco en la película It y que le diría algo como: "¿Alguna vez has oído hablar de una infección por estafilococos?". Wolfhard quizá eso no, pero lo del bidé lo tiene clarísimo para la próxima.