De Detroit a México, una historia de automovilismo digna de celebrarse

General Motors celebró su aniversario número ochenta con una especial fiesta entre amigos.

Etiquetas:

Mientras en 1935 las mujeres votaban por primera vez en Turquía y Persia cambiaba oficialmente su nombre por Irán, en México, la empresa automotriz estadounidense General Motors, fundada en Detroit en 1908, lo apostó todo por buscar un lugar en el mercado nacional.

Ochenta años después, la empresa se ha consolidado como “una de las subsidiarias más importantes por la calidad en su mano de obra, por ser un punto geográfico estratégico para distribución, por el potencial de crecimiento de su mercado y el apoyo que ha recibido de las autoridades gubernamentales”, declaró Ernesto Hernández, Director General de General Motors México y Latinoamérica, a El Financiero recientemente.

Ayer por la noche, la casa automotriz celebró en grande 80 años de logros e historia con un evento en el que no faltaron invitados como el actor René Casados; el gobernador de Queretaro, Francisco Domínguez Servín, y el presidente de México, Enrique Peña Nieto, quien ofreció unas palabras de felicitación. Los anfitriones del evento fueron Mary Barra, CEO de General Motors, y el director de la compañía en México, Ernesto Hernández.