Jennifer Lawrence tiene la mejor respuesta sobre la diferencia salarial

La actriz ataja en una entrevista los problemas actuales en las industrias que siguen pagando menos a las mujeres.

Etiquetas:

Jennifer Lawrence aprovechó su injusto salario en Escándalo Americano para poner las cosas en su sitio y luchar por acabar con la diferencia salarial entre hombres y mujeres en Hollywood.

Aquello ocurrió en 2015, cuando el hackeo a Sony Pictures dejó en evidencia a los ejecutivos del estudio y puso en titulares de medios de comunicación de todo el mundo que los actores Christian Bale y Bradley Cooper estaban cobrando más que Lawrence. Desde entonces, la protagonista de Los juegos del hambre ha abanderado junto a otras actrices —Emma Watson entre ellas— el necesario debate por acabar con la desigualdad de género en los sueldos.

"Sentí que tenía una voz. La gente me mira y me escucha. Y no usar [esa voz], no decir nada, eso nunca me pareció bien", dijo la actriz en una entrevista con el canal británico Channel 4 este pasado miércoles con motivo del estreno de su nueva película, mother!. "Soy muy afortunada de tener mi trabajo. Mi problema no es el dinero. No estaba enfadada porque no me pagaran estos tantos millones por una película, eso es ridículo. Pero estaba enfadada por la injusticia y la desigualdad. Y no es sólo en la industria del cine. Hay un 21% de diferencia de salario entre hombres y mujeres en Estados Unidos en casi todos los campos".

Lawrence añadió después que cree que la diferencia salarial se está reduciendo poco a poco, pero que aun con el debate en marcha, es una lucha que va a producirse de forma muy lenta. Es entonces cuando la entrevistadora de Channel 4 le preguntó a Lawrence si cree que hay una razón por la que en países como Estados Unidos todavía haya un salto tan grande entre lo que cobra una mujer y un hombre: "No creo que sea una cosa. Creo que, por un lado, si puedes salirte con la tuya pagándole menos a alguien, lo haces. Mucha gente no elige el camino más ético y dicen ‘No, eso no es justo’. Y luego puedes irte por el lado filosófico y decir: ‘¿Por qué nos dan tanto miedo las mujeres?’ ‘¿Por qué nos dan tanto miedo estos seres que producen vida?’".