Guía básica de supervivencia para viajar al espacio exterior

Con el estreno de ‘The Martian’ hacemos un recuentos de las valiosas lecciones que aprendimos del cine de ciencia ficción.

Etiquetas:

Si del cine podemos instruirnos para sobrevivir en nuestra cotidianeidad, del cine de ciencia ficción nos permitimos tomar algunas lecciones prácticas para viajar al espacio o a realidades alternas. Ahora llega The Martian: Misión rescate dirigida por Ridley Scott y protagonizada por Matt Damon, en la cual el histrión caracteriza a un eficaz y práctico astronauta que es abandonado en el planeta Marte después de que sus compañeros de misión lo dan por muerto, pero ¡oh sorpresa! Nuestro protagonista es un capacitado técnico en botánica, detalle que le permitirá subsistir más tiempo de lo pronosticado.

Aquí algunas lecciones que hemos asimilado a través de los años gracias al cine de ciencia ficción. Toma nota.

1. JAMÁS TRATES MAL A UN CHIMPANCÉ.

De El planeta de los simios aprendimos que el karma es inevitable cuando se trata del atropello hacia los animales. La suerte se puede revertir a tal grado que un grupo de simios termina gobernando el planeta Tierra, mientras la humanidad es tristemente desplazada a una raza inferior. Aunque hay varias versiones, es la original de 1969, protagonizada por Charlton Heston, la que se queda como un instructivo de las consecuencias que puede tener nuestro roce con otras especies.

2. NO CONFÍES EN UN SISTEMA OPERATIVO AVANZADO.

Y no, no estamos hablando de Android o iOS. El clásico de Stanley Kubrick titulado 2001: Odisea en el espacio nos permitió profundizar sobre nuestra manera de relacionarnos con sofisticadas máquinas. Sin embargo, y a pesar de la insistencia de científicos y expertos, nunca debemos confiar en la inteligencia artificial. Ésta en cualquier momento se puede volver completamente loca y convertir nuestra misión espacial en una verdadera pesadilla.

Cómo Hollywood empezó a confiar en las mujeres como heroínas de acción

3. NO TE ACERQUES A EXTRAÑOS CUERPOS CÓSMICOS, SIN IMPORTAR SU APARIENCIA.
Si no pregúntale a Kane (John Hurt), el miembro de la tripulación del Nostromo que se aproximó demasiado a lo encontrado en ese inhóspito planeta en Alien. Todos conocemos el aquelarre que sobrevino en esta obra maestra orquestada por Ridley Scott, en un momento de su vida como director en el que no le importaba exterminar –casi por completo– a su elenco de primeros actores.

4. NO TE FÍES NI DE TU PADRE.
Luke Skywalker es la respuesta a este cruel testimonio. El inspirador viaje del protagonista que pasa de ser una víctima moribunda en Hoth a entrenarse con el maestro Yoda para convertirse en líder Jedi, se ve interrumpido con la revelación de un secreto familiar que hasta la fecha es la envidia de las más truculentas telenovelas. Probablemente El Imperio Contraataca sea la mejor película de la primera trilogía y un arquetipo en el dicho de que la sangra no siempre llama.

5. CUSTODIA TU GASOLINA.
No se trata de una película espacial, sino de una futurista ambientada en el planeta Tierra, la cual te permite reflexionar que no es lo mismo quedarte sin combustible en medio de la carretera, que padecer lo que Mad Max resistió en el apocalipsis con tal de llenar el tanque de su vehículo de nuevo. Mad Max 2: The Road Warrior resultó superior a su antecesora, una batalla entre bárbaros con el único objetivo de abastecerse del preciado líquido. Así que la próxima vez que llegues a la gasolinera cerciórate de llenar el depósito de tu coche hasta el tope.

La supremacía del remake: cómo sobrevivir en un mundo de 'reboots'

6. SI VAS A TRABAJAR EN LA LUNA, PROCURA IR ESCOLTADO

Sam Rockwell creyó que su horario de trabajo había terminado después de estar laborando solo en la luna para una maquiavélica compañía. La soledad probablemente fue uno de los causantes de su paranoia. ¿Realmente regresará a casa? Nos da la impresión de que el personaje no experimentaría padecimientos y angustias de esa magnitud si hubiese estado acompañado por alguien más que le ayudara a diferenciar la realidad de la fantasía o, cuando menos, le contara algunos chistes. De cualquier manera, Moon de Duncan Jones es una de las más sugestivas cintas de ciencia ficción producidas en los últimos años.

7. CARGA TU 'TÓTEM' A DONDE VAYAS.

Por si las dudas, asegúrate de cargar siempre contigo algún elemento que te ayude a diferenciar la realidad de los sueños. Leonardo DiCaprio es el prototipo perfecto del hombre que se perdió en sus propias fantasías. Es importante llevar siempre un artículo que te guíe, sobre todo si cargas dos o tres culpas contigo. Favor de ver El Origen de Christopher Nolan para cualquier aclaración al respecto.

8. EVITA LAS DROGAS DE DISEÑO.
Si quieres vivir una apacible existencia elude a toda costa las sofisticadas drogas, en particular aquellas píldoras azules, salvo que quieras convertirte en líder de una rebelión como Neo (Keanu Reeves) en la distopía de The Matrix. Las consecuencias son aparatosas pero también atrayentes, todo esto en la película que convirtió en cineastas visionarios a los hermanos Wachowski, esto años antes de Júpiter Asciende.