Normas de clase y precaución para ligar por una aplicación

Tinder, Grinder, Happn... El cortejo mediante el celular tiene mil nombres. Aquí unas cuantas normas para no perderse.

Ay, el amor... Sólo hay un instinto que se encuentra a la altura del de la supervivencia y es aquel de amar y ser amado. Si en otra época eran los bailes, las presentaciones en sociedad o los guateques los que cubrían la necesidad de encontrar pareja, hoy en día las Apps y las redes sociales de citas (léase aquí Tinder, Meetic, Grindr, eDarling o la que tengas) se han convertido en nuestro Romeo particular. Y nos han puesto tan a mano buscar alma gemela que hasta son un arma de doble filo. Pueden hacernos parecer un príncipe azul o una persona perturbada casi sin darnos cuenta. ¿Qué tipo de foto debemos poner para resultar atractivo? ¿Cuándo hay que proponer una primera cita sin parecer desesperado? ¿Y en qué momento procede bloquear a alguien? No te preocupes, en aras del bien común y, sobre todo, para mejorar tu vida sentimental, hemos elaborado esta pequeña guía para que sepas cómo comportarte con elegancia por los lares del romanticismo virtual.


1. Recuerda que esto se trata de venderte, así que tu foto de perfil debería ser tu propia faz. Evita por lo tanto poner: atardeceres, playa, animales, tu cuerpo con tu cabeza recortada (a no ser que hagas una graciosa referencia a María Antonieta o a Sleepy Hollow), una viñeta de Calvin & Hobbes, un corazón hecho con piedras sobre la arena o cualquier imagen que podría salir en los videoclips de un karaoke.

2. Curiosamente, las redes sociales y Apps de citas son las únicas en las que no están aceptadas las fotos de tu mascota. Proceden sólo si sales tú con ellas (y si sales guapo, claro) y siempre que tu mascota no sea una pitón, una tarántula o una colonia de hormigas.

3. Se trata de conocer gente, gente que luego verás en la vida real, así que refleja en el perfil tu nombre de pila y evita hablar con personas cuyo nombre no corresponda con uno normal. A nadie le gusta hablar con un 'Majete guapo' o con una 'Chicasexy90'. Quizás lleguen a tener algo juntos pero no irá más allá de unos minutos de placer... Bien pensado. De acuerdo. ¡Háblales ahora mismo!

Si tienes cualquier duda sobre cómo proceder y esta guía no te lo resuelve, pregúntale a aquellas personas expertas que llevan ya años utilizando estos medios para yacer con desconocidos: a tus amigos homosexuales.

30 normas de urbanidad y cortesía para ir al gimnasio cada día

4. Escoger una fotografía que te represente no es fácil. Lo que sí es fácil es saber cuáles no utilizar bajo ningún concepto. He aquí algunos ejemplos:
A- Una en la que lleves lentes de sol. Todo el mundo pensará que ocultas algo tapando tus ojos. Mira a Isabel Pantoja.
B- Esa en la que vas disfrazada de pirata sexy del pasado Halloween.
C- Una foto de tu licencia escaneada (parecerás sencillamente un desequilibrado).
D- Una selfie con el espejo del baño sucio (puede que tu próxima cita te regale una botella de Cristasol)
E- Una foto de juerga en la que tu nivel de alcohol en la sangre es semejante al de la sangría.
F- Una imagen con una calidad tan ínfima que podrías ser Carlos Felipe de Suecia o Angela Merkel.
G- Una foto con un famoso mexicano.
H- Una imagen de tu Instagram con tantos filtros que se confunda con una figura del Madame Tussauds.
I- Una fotografía posando como si fueras una ego-blogger.
J- Una foto con tu expareja (esto está al mismo nivel que poner una imagen consumiendo drogas por vía intravenosa).

5. Sin embargo, te invitamos alegremente a escoger fotos como esta a la hora de ilustrar tu perfil:
A- Posando elegantemente en un yate (aunque no sea tuyo).
B- En el interior de un coche más caro que tu propia casa.
C- Posando con algún famoso estadounidense (nos vale desde Dolly Parton hasta Sarah Palin)
D- Bajo un cartel con la palabra “Salida”. Porque sigue teniendo gracia.
E- Con un montón de fajos de billetes y accesorios de oro (suponemos que eres rapero y así lo dejarás claro en un primer vistazo)
F- Una selfie en el baño de un hotel carísimo con más mármol que la propia provincia de Carrara.
G- Apostado en la puerta de tu clínica de cirugía estética. Para demostrar sinceridad ante todo.
H- Si eres hombre, vestido de traje. Siempre que la foto no fuera en un entierro y se vea el féretro al fondo.
I- Si es mujer, vestida elegantemente en un cocktail o una boda. Siempre que no fueras tú la novia.


6. Por muy bien que te veas, intenta no usar imágenes en las que sales con más gente, a no ser que la finalidad sea que ligue todo el grupo a la vez (eso forma parte de lo amplio que consideres el concepto de pareja). Comprende que si alguien te habla pensando que eres ese chico rubio alto de atlética figura de la derecha quizás decida cortar la conversación cuando sepa que eres el bajito que sujeta un ron-cola con los ojos entrecerrados.

7. Pero evita a toda costa hablar con personas que en una imagen de grupo han emborronado o tapado la cara de sus compañeros como si se trataran de testigos protegidos. Para aquellos que oculten su propia cara con un efecto de Paint o tras una franja negra sigue el siguiente consejo: bloquear.

8. No pongas tus aficiones en tu perfil si éstas no son realmente sorprendentes. “Me gusta el cine, la música y viajar”. Claro, eres una persona tremendamente especial ya que viajar es algo que el resto de la humanidad encuentra insoportable. Mejor pon: “Me gusta el cine de autor, la música indie y viajar para descubrirme a mí mismo”. Así seguro que llamas la atención de una persona igual de insoportable que tú.

9. Si decides no poner nada. No ponga nadas. Un enigmático “Conóceme...” o el emoji de un koala pueden resultar mucho más desconcertantes que un silencio y hasta se pueden malinterpretar sus intenciones. Quizás pongas un simpático oso, en referencia a que te gusta ir a cazar este animal a los parajes salvajes de Alaska, y te encuentres con un montón de pretendientes que no son del sexo ni la fisonomía que esperabas.

10. Pero tampoco te pases de original. Si pones rarezas como que te consideras 'sapiosexual' o referencias a películas, libros y grupos de música que solo conocen tú y tus amigos asume lo que va a ocurrir: te vas a quedar solo.

30 normas de urbanidad para emborracharse con elegancia

 

Conoce más consejos para encontrar al amor de tu vida en Internet haciendo clic aquí.