Mujeres cougars, ¿qué tan mayor es demasiado mayor?

Más allá del triunfo social, la dinámica de poder y la supuesta negación del tiempo, las cougars son mujeres 'que saben identificar lo bueno cuando lo ven'.

Cuando pienso en una cougar -término con el que se denomina a las mujeres maduras que salen con jovencitos-, inmediatamente llega a mi mente el nombre de Madonna, Jennifer López, Demi Moore, Elizabeth Taylor y Shakira; incluso el de Afrodita, la diosa del amor, famosa por sus festines sexuales con jóvenes amantes.

La primera vez que escuché la palabra, entonces extraña, fue en la película American Pie; y recientemente vi un capítulo bastante divertido en la serie How I Met Your Mother donde Barney llama cougar a la profesora de Marshall, la cual seduce a Barney mediante una mezcla de dominación, sexo desenfrenado y una actitud desinhibida.

Todas ellas, mujeres exitosas, independientes y poderosas, no entran en dilema respecto al “podrías ser su madre”. Seguramente también están conscientes de que es mucho más fácil moldear a edades tempranas…

Pero entonces llega el bullying en redes.

Uno de los casos mas recientes es el de J Lo y Drake (47 y 30 años, respectivamente); y aunque no faltaron los comentarios de burla en redes sociales y el unfollow por parte de Rihanna a la latina, según una encuesta realizada por AreYouInterested.com, aplicación de ligue para adultos, los hombres se sienten orgullosos de salir con una mujer que es significativamente mayor.

 

 

Una foto publicada por Jennifer Lopez (@jlo) el

De los mil 500 solteros que participaron, el 73% de las mujeres dijo no sentirse ofendida si la llamaban cougar; en el caso de ellos, el 85% cree que este tipo de relación amorosa es cada vez más común y socialmente aceptada. Si en el caso contrario (hombre mayor-mujer menor) no se hace tanta bulla, al revés tampoco tiene por qué recriminarse. Faltaba más.

Además de que las mujeres maduras no están a la expectativa del matrimonio, los hijos o una estabilidad financiera (la mayoría ya lo tiene), el desempeño sexual mejora considerablemente conforme se ganan años: las parejas jóvenes suponen que tener mucho sexo es sinónimo de una buena vida sexual; sin embargo, es la paciencia y la consideración por el placer del otro lo que otorga calidad al encuentro íntimo; la plenitud sexual femenina llega a los 50.

Jesús Luz y Madonna terminaron en 2010. Su diferencia de edad es de 28 años.

“Respecto a unas décadas atrás, la mujer actualmente es más independiente social y económicamente. Disponen de más libertad para tomar decisiones. El criterio para iniciar la relación es más por atracción y disfrute, que el de llegar a una meta”, explica Clara Cortina, profesora del departamento de Ciencias Políticas de la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona.

“De acuerdo a las estadísticas, las diferencias de edad más importantes se ven a partir de las segundas parejas, tanto en hombres como mujeres. Quizá se deba a que los ámbitos de la relación cambian”, continua Clara. Y las nuevas tecnologías están simplificando estos emparejamientos, ya que son las aplicaciones y portales en internet en donde se facilita el contacto entre personas de ámbitos y edades dispares.

Esa temible presión social

Empero, una mujer de 50 años que sale con un hombre de 30, por poner un ejemplo, está haciendo pública su sexualidad -en cierta manera-, lo que puede generar poca simpatía en ciertas personas. La mujer se sexualiza ya no por un tema de maternidad sino, simplemente, por gusto y deseo. Y vaya que eso puede significar una enorme presión social, pues se tiende a ridiculizar este tipo de encuentros. ¿Poder machista? Tal parece que la crítica sexista respecto a este tema -inserte risas- es tan vieja como el tiempo; la mujer necesita defender sus gustos y validar las razones por las que está con tal o cual persona.

Sam Taylor-Wood y Aaron Johnson. Están casados desde 2010, tienen dos hijos, y su diferencia de edad es de 23 años.

“Tenemos una conexión increíble, nos divertimos y nos amamos. No importa lo que diga la gente”, dijo Heidi Klum respecto a la relación que mantiene con Vito Schnabel, 13 años menor que ella.

Otra celebridad que defiende este tipo de relaciones es Martha Stewart, quien a finales del año pasado anunció -tal vez algunos no lo sabía- que ella sólo sale con hombres que tienen, mínimo, 10 años menos que ella. Confesó, incluso, que una vez salió con un hombre más joven que su hija. “Además de saber vestirse para la ocasión, hay que tener seguridad en uno mismo”, asegura Martha, de quien en 2013 se supo que tenía un perfil en Match.com.