Salma Hayek, una víctima del racismo nominada a los Premios Spirit

Su nominación como mejor actriz por su papel en 'Beatriz at the dinner' coloca a la actriz en la antesala de cosas más grandes.

Etiquetas:

Estos temas ocupan los titulares en la actualidad: el empoderamiento femenino y la lucha contra la discriminación y el acoso. Ya era hora. Y justo en un papel donde estos tópicos son tratados de manera inteligente y afortunada, es que Salma Hayek ha logrado dar en el clavo, consiguiendo ser nominada a en los premios Spirit, los prestigiados galardones anuales a lo mejor del cine independiente.

Beatriz at the dinner es un interesante drama con toques de comedia, en el que la actriz interpreta a una exitosa y valorada terapeuta holística: “Esa mujer es una santa, es como si hubieran bajado pájaros del cielo y se posaran en su hombro”, dice una de sus amigas sobre Beatriz en algún momento de la película.

Pero no obstante ser aparentemente una respetada y querida profesionista, el personaje de Salma tiene que lidiar injustamente con los prejuicios raciales, debido a su condición de inmigrante mexicana. En el tráiler podemos ver una escena en la que uno de los millonarios convidados a la cena donde transcurre la historia, la confunde con una de las empleadas de servicio: “Tráeme una copa, cariño” le dice a una confundida Beatriz. Y así es la tónica de esta brillante puesta en escena cinematográfica dirigida con convicción por el puertorriqueño Miguel Arteta, en la que la actriz fluye como pez en el agua.

Junto a Salma, destaca la presencia de John Lithgow (uno de los actores más eficientes del cine estadounidense y el villano inolvidable de serie Dexter). Juntos, protagonizan la mayoría de los momentos clave de una película encantadora y reflexiva donde Salma lo hace tan bien que además de su nominación a los Spirit Awards, se ha comentado que la actriz podría ser nominada al Oscar.

Cabe recordar que, en la vida real, Salma ha vivido en carne propia la discriminación cuando en Estados Unidos, un racista le grito que “regresara su país". Además, cierto ejecutivo de Hollywood le dijo que “había nacido en el país incorrecto”; y cómo olvidar que en algún momento Donald Trump la invitó a salir necia e insistentemente. ¿Será que esas incómodas experiencias de algún modo fueron combustible para el papel de Beatriz, interpretación que la podría consagrar? Los ganadores de la 33 entrega de premios Spirit se darán a conocer el próximo 3 de marzo en Santa Mónica, California. La mexicana tendrá como contrincantes, entre otras, a Frances McDormand y Margot Robbie. Mucha suerte Salma y esperamos que ya hayas cambiado tu número de celular o bloqueado a Donald del WhatsApp.