El nuevo calendario de Pirelli vuelve a romper moldes

Para su edición de 2018 la firma ha decidido fotografiar exclusivamente a famosos de raza negra. Y no es una decisión estética.

Por afinidad de la marca que lo patrocina, el calendario Pirelli estaba destinado a ser un objeto fetiche en los talleres de coches. Pero desde que reputados fotógrafos empezaron a tomar imágenes repletas de moda de alta costura, es decir, desde que este almanaque empezó a ser tratado como una obra de arte, son muchos los avances que se han conseguido para acabar de una vez por todas con la cosificación de la mujer.

Aunque si hubiera que marcar un antes y un después tendría que ser cuando se presentó el de la edición 2016, obra de Annie Leibovitz, que se puso detrás de las cámaras para retratar a todo tipo de mujeres con éxito profesional sin importar su raza o físico.

Al año siguiente, Peter Lindbergh fue todavía más allá retratando a 12 grandes estrellas con algo en común más allá de la fama: su edad. Que Pirelli apostara por un calendario protagonizado por famosas cuya media de añor rondaba los 45 era, más que una declaración de intenciones, un gesto necesario para hacer visibles a todas esas mujeres que desaparecen de la vida pública no por arte de magia, sino por ser demasiado mayores. En serio, ¿cuándo fue la última vez que escuchaste que alguien le dijera a un hombre que “era demasiado viejo” para lo que sea? Pues ellas, famosas o no, casi todos los días una vez alcanzada la cuarentena.

Después de aquel gran trabajo lo cierto es que Pirelli no lo tenía nada fácil para superarse. Pero, oh, sorpresa, lo ha hecho. Y de nuevo con una clara intención detrás de las fantásticas imágenes que Tim Walker ha captado: acabar con el racismo en una sesión exclusivamente protagonizada por estrellas de raza negra.

 

“¿Y qué?”, dirán los más listos. “En 1987 Terence Donovan ya hizo un calendario para esta marca de neumáticos protagonizado solo por mujeres de raza negra”. Es cierto. Pero para empezar, la sensibilidad hacia este problema no es la misma entonces que ahora.

Es decir, que este calendario llega en el momento justo en el que el grave problema del racismo latente, ese que practican los que creen que no lo son, forma parte de la conversación de todo el mundo y no solo en la de los afectados por ello. Algo que comenzó a hacerse evidente después de aquella queja en los Oscar de solo haber nominado a blancos y, sobre todo, después de que hace unos meses Moonlight ganara a La La Land en la categoría de Mejor película y todavía hubiera gente que se preguntara cómo era posible semejante agravio.

Además, digamos que en esta ocasión además hay otra novedad. Y no, tampoco hablamos de incluir hombres como el rapero Sean Combs. Karl Lagerfeld ya fotografió a modelos masculinos cuando se hizo cargo de la edición de 2010. Se trata de haber elegido para que forme parte del calendario a el gran RuPaul, el drag queen por excelencia y una de las personas que más hacen en la actualidad por defender los derechos de la comunidad LGTBI. Si hay una persona que representa todas las luchas del mundo en una, es él. Vamos, que podría ser el único protagonista.

Con razón Ru ha sido caracterizado como la Reina de corazones. El resto de protagonistas, entre las que están Naomi Campbell, Whoopi Goldberg y Lupita Nyong’o, también han sido caracterizados de famosos personajes del País de las Maravillas. No se trata de un capricho. La sudafricana Thando Hopa, que además de modelo albina es fiscal especializada en casos de abusos sexuales, explica el motivo detrás de la elección de esta temática.

“Cuando era joven no había ni una sola modelo que se pareciera a mí, nadie que me sirviera de inspiración”, afirma en un reportaje del New York Times donde entrevistan a algunos de los famosos que han posado para Tim Walker. “Participando en este calendario quería expandir la imaginación de otras personas, no dejar que se queden restringidas a determinadas historias que no les representan. Cualquier chica, da igual si es blanca, asiática o india, debería ser capaz de sentir que ellas pueden ser las heroínas de su propio cuento de hadas. Y si en este calendario Alicia es diferente, entonces cualquiera podría ser Alicia. Lo que vales como persona importa mucho más que la narrativa impuesta por otros. Espero que cuando este calendario vea la luz, la gente entienda la intención detrás de lo que hemos hecho”.

A pesar de que las imágenes oficiales de este calendario no estarán disponibles hasta dentro de unos meses, la marca acaba de adelantar algunas fotos del making of que ya nos hacen afirmar que estamos ante una más que posible nueva obra maestra que estará al alcance de muy pocos, pero que ya está haciendo mucho por bastantes más personas de las que imaginamos.