The Beatles crearon el culto de ser más grandes que Jesús

A 50 años de que John Lennon dijera que era más popular que Dios, hay ya varios famosos que se superponen al ser divino.

Se cumplen 50 años de aquel momento en que un osado John Lennon dijo que su banda era más popular que Jesús y, al parecer, en este tiempo transcurrido, no es el único que lo piensa.

“El Cristianismo se irá. Desaparecerá y se encogerá. No necesito discutir sobre eso, tengo razón y voy a tener razón. Nosotros ahora somos más populares que Jesús, no sé qué se irá primero, si el rock and roll o el Cristianismo. Jesús estaba bien pero sus discípulos eran ordinarios, son ellos los que para mí lo arruinan”, estas fueron las palabras de Lennon al ser entrevistado por la periodista Maureen Cleave el 4 de marzo de 1966 en la casa del beatle en Kenwood.

Y aunque este comentario tan controvertido se publicó poco después en el periódico británico London Evening Standard, la declaración no produjo ninguna reacción. Tuvieron que pasar cinco meses para que todo explotara.

El huracán de críticas, quejas y demás se dio cuando la revista estadounidense para adolescentes, Datebook, retomó lo dicho por Lennon. Entonces, la gente escuchó y se indignó, más en el sureste de Estados Unidos, donde se prohibió poner a The Beatles en la radio y los discos fueron quemados públicamente, les lanzaron amenazas y cancelaron conferencias de prensa, porque justamente ellos visitarían este país.

La osadía les salió cara, pero les dejó una anécdota que se sigue contando medio siglo después. Y, en cierta forma, Lennon no mintió, en verdad su grupo tenía más adeptos en los conciertos que lo que había de creyentes en una misa. Y así como él, en 50 años se han sumado más famosos ególatras que dicen ser igual o más que Dios.

La pasión de Kanye West
Dentro de su disco titulado ‘Yeezus’, Kanye West nombró a una de sus canciones ‘I’m God’ (Soy Dios). Sobra decir que el rapero no goza de mucha modestia y no faltaron las imágenes publicitarias donde gritaba al mundo que él era una deidad.

Justin Bieber
Este chico canadiense colocó 17 canciones en la lista ‘Hot 100’, de la revista Billboard, en una sola semana. Ese logro no ocurría desde abril de 1964, cuanto The Beatles hizo lo propio con 14 temas. La banda compuesta por Paul McCartney, Ringo Starr, John Lennon y George Harrison mantuvo durante 51 años ese récord histórico que en 2015 Bieber rompió.
Este hecho hizo probar que Justin Bieber podía —de forma factible— ser más grande que los británicos, y si ellos eran más grandes que Jesús…

Oasis
¿Será cosa de grupos británicos? No, no a todos le pesa el ego, pero a los hermanos Gallagher sí, ya que una vez declararon que ‘eran más poderosos que Jesucristo’. Ahora serán dioses en mundos paralelos porque cada uno se fue con su espíritu de superioridad a formar nuevos proyectos musicales.

Zlatan Ibrahimovic
El jugador de futbol es famosos por su alta estima. Un día, al jugar con la selección de Suecia, le preguntaron ¿quién pasaría a la eliminatoria?, y él respondió: “Sólo Dios sabe si ganará Suecia o Portugal”. El periodista le contestó, “difícil preguntarle”, a lo que Zlatan, así, sencillito, respondió: “Estás hablando con él”. 

Billie Joe Armstrong
El vocalista y guitarrista de Green Day dejó de lado su espíritu punk para transformarse en ‘Jesus of Suburbia’ en su álbum, ‘American Idiot’. De él no se conoce tanto esa parte ególatra, pero existe.

Prince

“¿No creo en Dios?, creo en mí”, así dijo un megalómano Prince al respecto de su carrera, justo cuando estaba en apogeo. También ha dicho que es más grande que Madonna, una verdadera deidad para sus fanáticos.