'I Love Rock 'n' Roll' o la historia de la canción de rock más famosa del pop

No la escribió Joan Jett, mucho menos Britney Spears. ¿Por qué esta declaración de amor al rock es un fenómeno del pop?

I Love Rock 'n' Roll… ¿qué puede ser más lúdico, directo y naif que semejante declaración de amor? El 20 de marzo de 1982, Joan Jett, la riot grrrl mayor y una de las pioneras de ese sonido que los antiguos llamaron punk, llegó al primer lugar de las listas de éxitos en su natal Estados Unidos con su versión particular (de hecho bautizó así a su álbum completo) de una de esas canciones con riff de guitarra que una vez que escuchas, no puedes olvidar.

De hecho, Joan la había escuchado durante una visita a Inglaterra hacía casi una década y —¡claro! — no había logrado sacarla de su cabeza durante todo ese tiempo. ¿El resultado? que la canción que hablaba de un romance de bar mientras en la rockola del lugar sonaba un potente rock and roll, se convertiría en el mayor éxito de toda la carrera de Joan Jett and the Blackhearts y pasaría a la historia como un manifiesto de pasión sin precedentes hacia el bienamado rock, pero que, curiosamente, impactaría vorazmente en el mundo del pop. La canción cuya letra era una oda al rocanrol llegó irónicamente a la cima de las listas de hits de todo el mundo y a la fecha, es una de las canciones más reconocibles en la historia del POP.

Esa canción que Joan Jett escuchó una madrugada sintonizando la tv británica, había pasado inadvertida cuando se lanzó originalmente en 1975 como single de un olvidado grupo llamado The Arrows. Y es que la versión original fracasó porque obviamente, no eran las mismas connotaciones si una chica atractiva de cabello negro y actitud rockera que comandaba a una banda de “tipos malos” te gritaba en la cara que “amaba al rock and roll”, a la tibia pose de un grupo de chicos londinenses que salían a escena usando ropa idéntica —como si su mamá les hubiera escogido el look— .

Sí, definitivamente era más atractivo que la canción fuera el statement de una mujer envuelta en cuero negro que parecía tener agallas y presumía una “mala reputación” (como uno de sus singles previos).

En The Runanways, la biopic de 2010 basada en la historia del grupo de rock adolescente del mismo nombre donde Joan Jett comenzó su carrera, hay una escena reveladora donde su abusivo manager le grita a la casi niña Joan interpretada por Kristen Stewart…(¿qué actriz podía ser más hype en aquel año?) y ataviada con una playera de The Sex Pistols, una frase que lo resume todo: “Si quieres ser una estrella de rock, hazme caso. Tu falta de espíritu rockero se interpone en nuestra meta, ¿qué queremos vender? ¡sexo, violencia, desmadre…! ”. Ahora entendemos por dónde iría la cosa.

En 2001, una ultra-popular Britney Spears decidiría filmar una película llamada Crossroads y grabar para la ocasión, un cover de una de sus canciones favoritas; adivinaron: I Love Rock 'n 'Roll —pero con scratches, gemiditos y falsetes incluidos—. El tema producido por “Darkchild”, el realizador de cabecera de Michael Jackson y Whitney Houston, en la voz de la rubia, resultó como era de esperarse, un pastiche de R&B y pop que poco tenía que ver con la versión original.

La canción se incluyó en su tercer disco (homónimo) de estudio, además de que acompañó una escena de karaoke de la película. Durante la promoción de la misma, cuando le preguntaron el porqué su elección del cover, la cantante contestó muy quitada de la pena: “es que soy muy fan de Pat Benatar”, ¡Bravo, Britney! es tu canción favorita y confundes a Joan con Pat. Pero como al público no le importan esos pequeños detalles, la canción se convirtió en un éxito comercial en varios países (México incluido), y el video oficial en el que Britney, vestida de cuero negro, estoperoles y metal, simulaba ser la vocalista de un grupo de rock, fue uno de los más pedidos de la época.

En 2010, la revista inglesa NME realizó una encuesta entre sus lectores, la cual arrojó que la versión de Britney es “el peor cover jamás realizado en la historia de la música”. “Dudo que a Britney le guste y ame el rock. Por cierto, que nunca he escuchado su versión” declaró hace algunos años Joan Jett . Ok, tal vez nunca fue a la tienda comprar el disco, pero…¿ni por curiosidad le ha dado click a YouTube para escucharla? ¿Le creemos?

Está claro que I Love Rock 'n' Roll de Joan Jett es de los temas más versionados de la historia del pop…perdón, del rock. Y sí, si la maternidad del tema se le atribuye a Joan, es por el pequeño detalle de que ella lo hizo famoso, no así los creadores originales. Pero si Joan—a punto de cumplir 58 años en septiembre— renegó de la versión de Britney… ¿qué pensaría de la versión en clave hiper-pop que grabó el grupo de púberes mexicanos, Vázquez Sounds (son tan cándidos que su papá les escribe las canciones), para promocionar el “regreso a clases” en la campaña de publicidad de una tienda departamental? “Fue muy divertido e interesante, además de que la canción I Love Rock 'N' Roll es una de nuestras favoritas”, comentaron en su momento para un importante diario nacional los tres chicos, quienes representan sin duda, la antítesis del espíritu original de la canción. Más pop no se puede ser, aunque para ser sinceros, desde que Irma Serrano dijo que era rockera, Belinda confesó que le gustaba Joy Division (y que su amor platónico era Ian Curtis), Paulina Rubio cantó “I Was Made For Loving You” de KISS y Celine Dion versionó a AC/DC, el rock entró en terapia intensiva.

En 2014, Joan Jett se presentó al lado de los integrantes que sobrevivieron a Nirvana, a la introducción del grupo al Salón de la Fama del Rock and Roll. Joan fue convocada para hacerla de “Kurt Cobain femenino” junto a Lorde y St. Vincent (entre otras artistas convocadas), dos figuras del pop de nuestra época. Además, actualmente Joan colabora activamente con su amiga Miley Cyrus, quien por su parte, ha realizado sendas versiones de I Love Rock 'n' Roll en sus conciertos. ¿Dónde dijimos que había quedado el rock and roll?