2015: el año en el que la dignidad de Bill Cosby se desplomó

Tras varias denuncias, el comediante ha sido oficialmente acusado por cometer abuso sexual en 2004.

Etiquetas:

Se termina 2015 y 2016 no será para todos la oportunidad de un feliz comienzo. Después de 11 años de haber aparecido la primera acusación contra William Henry “Bill” Cosby por ataque sexual, el día de hoy se acusó oficialmente al comediante por asalto indecente agravado. La víctima, Andrea Constand, fue una mujer con la que el comediante sostuvo relaciones sexuales en 2004.

En aquella época, Constand era miembro del equipo de basquetbol en la Universidad de Temple (alma máter de Cosby) y fue en la mansión en Pensilvania del que consideraba su mentor y amigo, donde se convirtió en la primera víctima. El hecho cobró relevancia en los medios, sin embargo, en aquel entonces el fiscal encargado del caso, Bruce Castor, decidió no presentar cargos por considerar que no existía evidencia suficiente.

¿Pero qué hizo que el caso tomara nuevamente fuerza y hasta ahora se hiciera justicia? En 2014, el comediante Hannibal Buress llamó ‘violador’ a Cosby durante una de sus presentaciones. Su comentario se volvió viral, lo que ocasionó que otras mujeres que habían pasado por la misma situación que Constand, rompieran el silencio y se unieran a su lucha. Esto logró que el testimonio de Bill Cosby tras las acusaciones de Andrea Costand, en 2005, saliera a la luz. En él, el actor admitió haber usado drogas, específicamente metaculona, desde la década de los 80, para tener relaciones sexuales con mujeres sin su pleno conocimiento. Ese fue el foco rojo para que la oficina del Fiscal del Distrito no diera carpetazo y continuara con las investigaciones.

Hasta la fecha, aproximadamente 50 mujeres de la industria del modelaje, actuación y entretenimiento han acusado a Cosby por haberlas drogado y atacado sexualmente. Entre ellas destacan Chloe Goins, bailarina y modelo, la exmodelo Beth Ferrier y la actriz Barbara Bowman, aunque ésta última recibió en 2005 una cantidad de dinero (creemos que considerable) para olvidarse del amargo momento que sufrió. Esa no fue la primera vez que Cosby ofreció una gran suma de billetes a cambio de silencio o retracción. Lo hizo en 2005 con uno de los testigos del lado de Constand.

El comediante ha negado todas esas acusaciones, e incluso ha demandado a varias de ellas por difamación, quienes a su vez, le pagaron con la misma moneda. Junto con Goins, siete mujeres más esperan que sus demandas sean procesadas y lleguen al nivel de la de Constand.

Este miércoles, Cosby se presentó en la corte de Pensilvania para entregar su pasaporte y pagar la fianza de un millón de dólares que le permitirá permanecer en su casa hasta el día del juicio. El próximo miércoles, su abogada, Monique Pressley, hará una declaración respecto a lo sucedido. De ser culpable, el ovacionado icono de 78 años podría pasar hasta 10 años en prisión.