De cómo Beyoncé convirtió el Super Bowl en una gran estrategia

La cantante no sólo le robó el espectáculo de medio tiempo a Coldplay, sino que además anunció su nueva gira mundial.

Etiquetas:

,

Si no vas a ser la protagonista del espectáculo de medio tiempo del Super Bowl –porque ya lo fuiste– pero aún así estás invitada para hacer una aparición, más vale que aproveches la oportunidad a tu favor, tal y como lo hizo la reina del pop (y el marketing): Beyoncé. La originaria de Texas planeó una estrategia de promoción para su nueva gira mundial, ‘Formation World Tour’, tan perfectamente sincronizada y ejecutada, que fue imposible no hablar de ella absolutamente TO-DO el fin de semana.

La euforia comenzó un día antes del Super Bowl 50, el sábado 6 de febrero, cuando a través de Tidal (sí, la plataforma de música de la que ella y Jay Z son dueños) lanzó su nuevo sencillo y video 'Formation’, el primer tema de la cantante desde 2014.

En la canción, Beyoncé se dice feliz con su “nariz de negro con fosas nasales de Jackson Five” y revela que “cuando él me coge bien llevo su trasero a Red Lobster”, porque así es el mundo de Queen Bey. Ese día todo mundo hablaba, tuiteaba y respiraba sobre el nuevo video de Beyoncé, su vestido Givenchy y la aparición de su hija, Blue Ivy, pero lo bueno apenas estaba por comenzar.
 

 

A video posted by Beyoncé (@beyonce) on


Legó el Super Bowl –ese evento que el 70% de la gente sintoniza únicamente para ver el espectáculo de medio tiempo… y los comerciales– y aunque se sabía que Beyoncé estaría presente, nadie imaginó que se apoderaría del show de una forma tan torrencial. La cantante entró a paso firme seguida de un séquito de bailarinas vestidas de negro. Cantó, bailó, se contorsionó, sacudió su melena y compartió el escenario con Coldplay y Bruno Mars. Para rematar, después de la presentación del medio tiempo transmitió un comercial anunciando su nueva gira mundial. Después de eso ya no había nada que hacer, el mundo era suyo.

¿Alguien mencionó a Coldplay en las redes sociales? Sí, pero prácticamente para quejarse de lo “malo” que fue su show. ¿Alguien habló de Bruno Mars? No, porque otra vez cantó 'Uptown Funk' , una canción que hemos escuchado hasta el cansancio. Por el otro lado, todo fueron aplausos y felicidad con Beyoncé, quien, por cierto, tapizó su cuenta de Instagram con una serie de imágenes que hacen creer que ella fue la protagonista del Super Bowl, y es que, básicamente, lo fue.

La gira de Beyoncé comenzará el próximo 27 de abril y cubrirá Estados Unidos y Europa. La preventa de boletos comenzará el 9 de febrero, dando a sus fans exactamente un día para asimilar todo lo que sucedió el fin de semana y pensar en qué van a empeñar para comprar su entrada.


Más notas:
15 cosas que ha hecho Beyoncé y que el humano promedio no logrará jamás
Mathew Knowles: "Nunca he visto a Beyoncé como cantante"
Crónica de un fracaso: ¿qué está pasando con Tidal?