10 reality shows demasiado estúpidos como para ser verdad…

... aunque, tristemente, lo son.

Etiquetas:

Cuando uno piensa en un reality show lo primero que le viene a la mente es un grupo de hombres y mujeres con modales cuestionables viviendo de manera desenfrenada dentro de una misma casa. O quizá un grupo de hermanas obsesionadas con ellas mismas exponiendo lo difícil que es su día a día entre faciales y dramas familiares. Sin embargo, en los últimos años este formato televisivo se ha convertido en un universo en el que aplica la máxima “para gustos hay colores” y en donde la realidad ha terminado por superar a la ficción.


1. Born In The Wild
Es muy común que las parejas decidan cómo dar a luz; de forma natural, cesárea, en una alberca o, por qué no, en medio del bosque. Si alguien quiso dar un paso más allá cuando de partos extremos se trata, este reality lo hizo posible. Sin doctores o apoyo médico, solo con la presencia y bendición de la madre naturaleza, las mujeres dan a luz en medio del bosque mientras son grabadas. La primera temporada arrancó en marzo 3 de este año y pueden verse los capítulos en la página web de Lifetime.


2. Susunu! Denpa Shonen
"Survivor" es una luna de miel en comparación con este programa japonés que pone a comediantes en situaciones extremas (como vivir desnudo en un apartamento durante un año y a base de muestras promocionales de productos). ¿Y qué pasaba si el participante lo hacía bien en las pruebas? Pues la producción decidía jugar el papel de Dios y complicarle un poquito más las cosas. Estuvo al aire de 1998 a 2002 y la cancelación se debió a que el gobierno consideró este proyecto más una tortura que sano entretenimiento.


3. Splash
Las celebridades tienen múltiples talentos y así lo demostraron algunos participando en un programa de clavados. Sí, es en serio. En 2013, Nicole Eggert (de Baywatch), Katherine Webb (Miss Alabama 2012), Kendra Wilkinson (modelo), Chuy Bravo (asistente de Chelsea Handler) y Drake Bell, fueron algunos de los que –literal– se aventaron al agua. ¿Lesionados? Varios, desde torceduras hasta concusiones.


4. Quiero ser monja

Paloma, Juleisy, Jaqui, Janet y Fernanda son cinco jóvenes religiosas que probarán su fe para decidir si quieren entregar su vida al servicio de la iglesia. Además de llevar la rutina propia de una novicia y respetar los votos de obediencia, castidad y pobreza, deberán superar algunos desafíos que van desde no utilizar el celular, atender a más de 100 niños o ir de misión a una selva sudamericana. Se estrena el próximo 10 de abril en España.


5. Crowned: The Mother of All Pageants
Este reality show fue la noticia que varias mamás frustradas esperaron durante años, pues era un programa en el que ellas –junto con sus hijas– participaban en un certamen de belleza para sortear las tradicionales pruebas de traje de baño y talento y cumplir el sueño de ser coronadas como misses. Aunque nunca es tarde para las segundas oportunidades, la serie fue cancelada en 2008 –con tan solo ocho episodios grabados– debido a los bajos ratings.


6. Dating Naked
No hay mucho que explicar, el nombre lo dice todo. Los concursantes salen en citas como Dios los trajo al mundo, así que los pudorosos no son bienvenidos. Es más, solo aquellos con alta autoestima y muy seguros de su cuerpo pueden participar. Fuera de la dinámica de cita tradicional, lo más revelador que puede surgir en este programa son las reacciones de los caballeros participantes. Ya tiene ediciones en Australia y Canadá y en Estados Unidos se renovó para una tercera temporada para este 2016.


7. Solitary
Claustrofóbicos y ansiosos, favor de abstenerse. Es más, bienvenidos solo los que quieren vivir su propia película de terror. Durante 8-10 semanas los competidores vivían alienados en un contenedor octagonal y escuchaban únicamente a Val (inspirada en la loca computadora de "2001: Una Odisea del Espacio"), una voz con tintes robóticos muy similar a la de Jigsaw de la franquicia "Saw". Ella les da instrucciones sobre lo que tienen que hacer para obtener cerveza y cacahuates como recompensa semanal. Duró cuatro temporadas (2006-2010) y fue replicado en Alemania y Singapur.


8. Kid Nation
¿Qué pasaría si los niños vivieran sin la supervisión de los adultos en un pueblo desértico? Por supuesto que un completo desastre. La controversia se desató sin control y el público no daba crédito de lo que veía y de lo que eran capaces de hacer los pequeños, sobre todo en circunstancias o periodos fuertes de estrés. Algo así como la versión peligrosamente real de "El señor de las moscas". Por supuesto, la serie fue cancelada en 2008 tras una temporada.


9. Gana la Verde
Un reality en el que solo podías ser seleccionado si eras… ¡Inmigrante ilegal! Ajá, el gran premio era la obtención de asesoría profesional para tratar de conseguir la Green Card. Las pruebas no exigían demostrar que podían ser ciudadanos ejemplares, sino superar retos al estilo de "Fear Factor" (ya sabes, comer alacranes y esas cosas). Tal vez el mayor reto era no ser atrapado por “la Migra” antes de que terminara la temporada.


10. Armed & Famous
Este era un show sobre celebridades que, por ya no tener éxito en su carrera artística, decidieron unirse a la fuerza policiaca de Indiana. Tal vez pensaron aprovechar su entrenamiento para después realizar un casting en el que necesitaran a algún oficial o sencillamente uno de ellos se quedó atrapado en el personaje que interpretó en Patrulla Motorizada. Sí, estamos hablando de ti, Erik Estrada. ¿Lo sorprendente? En 2005, los integrantes de la primera y única generación –conformada por el antes mencionado actor, La Toya Jackson, Jack Osbourne, Trish Stratus y Jason Acuña– se graduaron como oficiales de reserva. Indiana está más segura, gente.


Más notas:
6 momentos que nos hicieron perder la fe en la humanidad
7 hechos modernos que son mayor 'pecado' que comer carne en vigilia