10 canciones que (a nuestro pesar) no hemos podido sacar de la mente

Lee bajo el propio riesgo de acabar tarareando alguna de ellas todo el día.

No todas ellas podrían definirse como joyas de la música, algunas no recordamos ni quién las canta, pero sus coros son tan pegajosos que con solo escucharlos se pueden quedar horas, días, semanas en la cabeza. Tanto del pasado como del presente, reunimos diez canciones que son altamente pegajosas.

10. ‘Work’, Rihanna
El tema está en Anti, su octavo disco, y obtuvo la número uno de la lista de éxitos estadounidense Billboard Hot 100, con ello se convirtió en la canción 14 de Rihanna que entró en dicha posición y estuvo ahí por nueve semanas consecutivas.

¿El motivo del éxito?
Esta canción es el resultado de juntar a una de las cantantes más hot del momento con un rapero igual de famoso que ella, Drake. El hip-hop mezclado con reggae-pop y el dance reunidos en el coro “Work, work, work, work, work, work” es tan pegajoso como ver el video donde Rihanna le baila sensualmente a Drake.

 

9. ‘She Makes Me Laugh’, The Monkees
Es uno de los éxitos de esta banda de 1966 a la que se ha criticado mucho por ser una fórmula sintética que competía con el verdadero talento de The Beatles, pero a pesar de no tocar sus instrumentos (en un principio) y utilizar pistas en sus shows en vivo, sí lograron ser famosos.

¿El motivo del éxito? Basta oír el coro meloso de esta canción para saber por qué es imposible escucharla una sola vez. Tiene el poder de rayar discos o de subir las reproducciones del video en YouTube con las miles de veces que se siente la necesidad de oírla.

 

8. ‘Lean On’, Major Lazer
Este es un hit hecho por el dúo de productores Major Lazer, el disc jockey francés DJ Snake y la voz de la cantante MØ. Fue un éxito comercial, alcanzó el número 4 en el Billboard Hot 100 y en el número 2 en la lista de singles del Reino Unido y el número uno en más de diez países.

¿El motivo del éxito? Es una combinación de estilos como el dancehall, trap y el electropop, pero que suena medio árabe, la conclusión es un coctel que se antoja para bailar, para cantar y para tararearla todo el día.

 

7. ‘Call me maybe’, Carly Rae Jepsen
Es un claro ejemplo de un one hit wonder. De esta canadiense no se sabe de nada relevante antes o después de esa canción que vendió unas 12.5 millones de copias en todo el mundo y se convirtió en el tema más vendido en digital durante 2012. Hasta julio de 2015, la canción se comercializó 18 millones de veces, con lo que se ganó ser uno de los sencillos más vendidos en el mundo.

¿El motivo del éxito? Además de lo fácil que es cantar el coro, un video viral ayudó en que esta música se esparciera fácilmente. En esa versión alternativa al video original aparecen artistas como Justin Bieber, Selena Gomez, Ashley Tisdale y Big Time Rush interpretando y parodiando la canción.

 

6. ‘Happy’, Pharrell Williams
Es un tema que además de ser bailable, se convirtió en el sinónimo de la felicidad. Encabezó la lista del Billboard Hot 100 de los Estados Unidos durante diez semanas consecutivas, se hizo la canción más exitosa de 2014 de acuerdo con la lista del Billboard Hot 100 de Fin de Año y también la más vendida, superó las 4 millones de ventas digitales en marzo de 2014.

¿El motivo del éxito?
Además de aparecer en la película ‘Mi villano favorito 2’ y ser nominada a un Oscar, esta canción ha sido utilizada en diversas campañas publicitarias que quieren mostrar marcas frescas y alegres.

 

5. ‘Ai se eu te pego’ Michel Teló
Este cantante brasileño ya puede echarse a dormir y vivir de su único éxito lanzado en 2011. Primero se volvió número uno en Brasil y España, y después conquistó el mundo. Se convirtió en el sexto sencillo más vendido del año 2012, con cerca de 7 millones 200 mi copias a nivel mundial.

¿El motivo del éxito? Futbolistas como Neimar, Marcelo y Cristiano Ronaldo (que hablan portugués de nacimiento) se sintieron muy identificados con la canción y la bailaban para festejar sus goles. Así, 2011 y 2012 fueron los años en que el mundo se puso a cantar en portugués.

 

4. ‘Get Lucky’, Daft Punk
Con la colaboración de los músicos Pharrell Williams y Nile Rodgers, este tema se escuchó por todos lados en 2013, es el primer sencillo de su disco ‘Random access memories’. La canción fue premiada con Grammys a Grabación del año y Mejor interpretación de pop de dúo/grupo. Ha sido versionada muchas, veces tanto que existe en ritmos como cumbia y banda.

¿El motivo del éxito? Este tema fue el que marcó el regreso de Daft Punk luego de ocho años sin haber lanzado disco. Y también fue el que le puso rostro a Pharrell Williams, un personaje que llevaba ya mucho tiempo en la música, pero que no se sabía que era tan talentoso.

 

3. ‘Aserejé’, Las Ketchup
En versión en español, spanglish o en portugués. Este tema dio la vuelta al mundo y se quedó ahí girando por varios meses. Como sencillo, se incorporó como una de las canciones más exitosas de la historia en todo el mundo porque vendió casi 7 millones de copias y fue número uno en más de 20 países.

¿El motivo del éxito? Un estribillo inentendible: "Aserejé ja de je, de jebe tu de jébere sebiunouva, majabi an de bugui, an de buididipí". Ah, y esa leyenda de que era una “letra satánica”. Lo único demoniaco que tiene es su poder de no salir de la cabeza por años.

 

2. ‘Mambo No. 5’, Lou Bega
En 1999 se supo que un alemán de raza negra podía cantar en inglés a ritmo de mambo y, más extraño aún, lograr que no hubiese fiesta sin que sonase esta versión de la canción de Pérez Prado, ‘Mambo número 5’. Con ella logró llegar al primer lugar en las listas musicales del mundo como Australia, Alemania, Europa, Reino Unido, España, Italia y Finlandia, entre otras.

¿El motivo del éxito?
Su ritmo altamente pegajoso lo debe a que pisó tierra firme al inspirarse en un éxito de 1949, pero que 50 años después volvió a encantar a jóvenes y ancianos.