De blanco y en compañía de los amigos

La cuarta edición de Dîner en Blanc, la exclusiva cena secreta, se llevó a cabo en el Museo del Cárcamo.

Etiquetas:

Hace 25 años, François Pasquier decidió organizar una cena íntima con sus amigos en el parque Bois de Boulogne en París, la cual, se convirtió en un movimiento internacional y un sinónimo de elegancia que se ha realizado en 40 ciudades como Nueva York, Londres, Barcelona, Moscú, Panamá y Las Vegas, por mencionar algunas.

El encanto de Dîner en Blanc, una celebración itinerante que conmemora la amistad, la vida y los espacios en la ciudad, radica en que todos los invitados deben vestir de blanco riguroso y llegar al destino de la reunión –que es completamente secreto– en autobús, además de llevar sus propios alimentos y bebidas, así como sus propias mesas, sillas, copa, vajillas y servilletas.

Al concluir la fiesta, los asistentes procurarán dejar intacto el punto de reunión, como parte del mensaje de orden, limpieza y unidad que Pasquier originalmente concibió.

Este año, la cuarta edición de Dîner en Blanc México se llevó a cabo en el Museo Cárcamo de Dolores, lugar que tuvo como anfitrión a Eduardo Uribe y en donde se dieron cita distinguidas personalidades de la sociedad mexicana y el espectáculo como Benny Ibarra y su esposa Celina del Villar, Tere Medina, subdirectora de Vanity Fair; y José María Zas, presidente de American Chamber; entre otros.

La noche transcurrió entre risas, baile y copas de champaña Möet & Chandon, en la que los casi 3 mil invitados disfrutaron de un ambiente de camaradería, misterio y magia del Bosque de Chapultepec.